Padre con Síndrome de Down cría a su hijo y logra que termine una carrera universitaria

0
56

Siria.- Jed Issa un hombre con Síndrome de Down se ha convertido en padre ejemplar, pues pese a sus limitaciones, crio con amor y dedicación a su hijo y lo guio hasta que se graduó de médico odontólogo.

Esta tierna historia ocurrió en Hama, Siria y recientemente ha enternecido a los internautas por el la valentía de Jed Issa.

Todo inició cuando Jed se convirtió en padre en el año de 1997 con el nacimiento de Sader Issa y desde ese momento se dedicó a criarlo, educarlo y darle amor junto a su esposa Samira.

Fue en la época de los 1990 cuando Jed conoció a su esposa quien se dedicaba al campo y tras sostener una relación deshicieron tener a su primer hijo en 1997. Producto del este gran amor nació Sader quien desde su nacimiento fue muy amado y ahora con 25 años es un exitoso médico odontólogo.

Hace algunos años, Sader comentó a una asociación española que su padre hizo todo lo posible para que él tuviera una vida normal y aunque entiende lo que significa ser criado por una persona con Síndrome de Down, sabe que recibió amor y ternura como ninguna otra persona.

Mi padre ha hecho todo lo posible por asegurarme una vida normal, como la de cualquier otro niño. Además, un niño criado en el regazo de una persona con síndrome de Down, como yo, tiene todo el amor y ternura que se pueden ofrecer. Él también ha sido mi mayor apoyo económico y psicológico durante mis estudios y por todo ello, estoy muy orgulloso y agradecido”, mencionó el joven a Down Español.

En ese momento, Sader aún era estudiante, sin embargo ahora tras graduarse como médico odontólogo, sigue recordado el gran esfuerzo de su padre, a quien el Síndrome de Down no le impidió darle todo y criarlo con amor.

“Eso no impidió que me criara con más amor y cuidados de lo que es posible imaginar. Gracias a él, crecí con fortaleza emocional y logré todo lo me propuse. Si pudiera elegir un padre, no tengo duda alguna: lo elegiría a él”, declaró Sader hace algunos días a un medio local.

El joven ha dicho que se encuentra muy agradecido por lo que hizo su padre, quien le ayudo a convertirse en dentista, la cual es una de las carretas mejor pagadas en Siria.

Leer más: Crímenes de guerra: El ataque de Rusia a los hospitales de Ucrania

Sader también mencionó que sus padres se siguen amando como siempre, pues considera que la unión entre los dos sigue siendo la misma como el primer día en que se conocieron.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí