“La animación es un semillero de ideas para México”: Guillermo del Toro sobre Pinocho

0
55

Guadalajara, Jalisco.- Ambientada en Italia en el periodo de Mussolini, Pinocho, película dirigida por Guillermo del Toro y Mark Gustafson llegará a Netflix este año: “A mí me interesaba que no fuera a favor de las buenas costumbres”, cuenta Del Toro en entrevista en el Festival Internacional de Cine en Guadalajara (FICG).

“La mayoría de los Pinochos es que si eres desobediente es malo, este Pinocho (dice) es bueno no seguir órdenes”, cuenta Guillermo del Toro en una entrevista grabada y transmitida en la Sala que lleva su nombre dentro de la Cineteca del FICG.

Del Toro contó el motivo de haber elegido la historia de Pinocho, así como las diferencias que tendrá su versión con todas las antes vistas: “Si te transformas en niño de carne y hueso eres un niño verdadero y yo no creo en esa transformación, para ser quien eres no tienes que traicionar tu naturaleza”.

“Era muy importante para mí que los títeres principales de la película los tocaran manos tapatías de animación”, explicó, “estamos filmando 20 y tantos animadores en 60 y tantos sets al mismo tiempo”.

Además, aseguró tanto Del Toro, como la directora del FICG, Estrella Araiza, que una pequeña parte de la producción de Pinocho fue grabado en la Perla Tapatía, la tierra de origen del director ganador del Oscar.

“La animación es un semillero de ideas muy importante para México”, concluyó.

“Para mí (la animación) es la forma más absolutamente completa de narrativa en cine, en general, porque estás recreando, pintando una realidad que jamás existió”, explicó, “cuando alguien exhala, cuando el viento les mueve el pelo, no hay pulmones es una máquina, el pelo lo mueves tú, no hay viendo, es hermosísimo”.

“24 cuadros proyectados te dan un segundo de película”, comentó luego de explicar que para hacer la animación es un trabajo de mucha paciencia, pues se necesita por segundo distintas tomas una por una y recrear la secuencia.

Del Toro explicó que después de haber ganado el Oscar de la mejor película con La Forma del Agua, se decidió a apoyar la animación en Guadalajara.

“Cuando se puede ayudar a que progrese un elemento como la animación en México es importantísimo, es un cine que puede ser contestatario, individual, profundo, muy personal”, contó.

Además recordó cuando gracias al FICG su película Cronos fue vista por trabajadores de otros festivales: “En Cronos, tengo el recuerdo de que la persona encargada de seleccionar películas para Cannes había dicho que Cronos no iba, y gracias al Festival, de manera completamente accidental”.

“Si me conmueve, si me hace reír, me hace llorar, no podría ser más personal, tiene que ver con la vida, la muerte, el amor, qué es comportarse como un títere y qué es comportarse como un humano”, finalizó.

Te recomendamos leer:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí